¿Has dado todo lo que podías dar?

Durante toda mi vida he escuchado esta frase: ¿has dado todo lo que podías dar?

 

Eso es lo que nos preguntaba mi madre cada vez que salíamos de un examen y no nos daba muy buena espina lo que pudiera pasar.

 

Con el tiempo he descubierto que era una forma de hacernos reflexionar: si aprobábamos y habíamos dado todo, sabíamos que la recompensa era el fruto de nuestro esfuerzo y que no le debíamos nada a nadie. No se trataba de suerte ni de ningún regalo.

 

Si suspendíamos y habíamos dado todo, no teníamos por qué sentirnos mal, sino analizar qué había ocurrido, corregirlo y volverlo a intentar.

 

Y si suspendíamos sin haber dado todo, la solución estaba clara y no necesitábamos castigos para aprender nada: había que poner más carne en el asador. 

 

Con todo esto y poco a poco, mi madre nos enseñó una valiosísima lección: la suerte depende de ti. 

 

Que sí, que la suerte está ahí, pero también hay que buscarla. Y para encontrarla es necesario poner toda la carne en el asador, hacer lo mejor que puedes con lo que tienes en cada momento.

 

Dar lo mejor que tengo es un valor que me está resultando vital como empresaria, ¿y sabes por qué? porque un negocio es el lugar más adecuado para ejemplificar que la suerte, al final, depende del esfuerzo y el empeño que le pongas.

 

Con esto no quiero decir que tengas que atarte con cadenas a tu negocio y esclavizarte. Pero tampoco puedes sentarte a ver cómo crece la hierba esperando que tu negocio brote como las flores silvestres. Porque no lo es.

 

Porque un negocio apasiona (por eso lo montamos, ¿no? porque queremos dedicarnos a hacer eso que nos hace saltar de la cama cada mañana), pero también tiene días en los que te entran ganas de tirarlo todo por la borda. En los primeros, pero sobre todo en los segundos, necesitas tener la fuerza de segir adelante, de volverlo a intentar, de dar marcha atrás, evaluar, corregir y volver a coger impulso.

 

Tú y tu negocio os merecéis que des lo mejor que tienes en cada momento.

 

¿Qué vas a hacer hoy para dar lo mejor de ti?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba